/ Derechos Humanos / «Estamos a merced de la Bonaerense”: desapareció un testigo protegido en causa Facundo

«Estamos a merced de la Bonaerense”: desapareció un testigo protegido en causa Facundo

delacalle Ninguno 22 marzo, 2021 - 10:12 pm en Derechos Humanos, Judiciales

ACTUALIZACIÓN 23/3 8:40: Leandro Aparicio confirma: el testigo apareció y «se encuentra bien». Denunció que «Gendarmería tardó 4 horas en llegar al lugar y ni siquiera fue a su domicilio». Cristina Castro, testigos de identidad reservada y amigues son hostigados y amenazados por la Bonaerense. #Facundo

Durante la tarde de hoy, Cristina Castro difundió que no podían localizar a “uno de los testigos protegidos en la causa”.

A través de un audio, pidió «ayuda a todos» y su aparición. Según contó la mamá de Facundo, se trata de un joven que “venía siendo hostigado, venía siendo amenazado desde el día viernes”.

“Han amenazado de muerte a su familia. Lo citaron en un lugar en Pedro Luro o que se entregara él. El chico este accedió a entregarse él para que no maten a su hijo”, expresó.

Además, advirtió que “es testigo protegido. Nadie lo protegió. Nadie nos protegió. Estamos a merced de la Bonaerense”.

De inmediato se desplegó una red alerta y se apeló al Ministerio de Seguridad de la Nación.

Diferentes organismos de derechos humanos que colaboran con la querella dieron aviso a autoridades y difundieron la noticia a través de redes sociales y servicios de mensajería de voz y texto.

Minutos después de las 21, se dio a conocer que el testigo, temiendo por su seguridad, buscó refugio y se encontraba resguardado.

A su vez, mediante un mensaje de voz, anotició a Cristina que se encuentra con vida.


Sin embargo, pasadas las 22, un nuevo posteo en Facebook de la mamá de Facundo ratificó que el testigo permanece desaparecido: “Mil disculpas a familiares de J., se reunieron conmigo, a nosotros también nos informaron mal. Él sigue desparecido, solo envió un texto y como ya sabemos lo pudo escribir otra persona seguimos buscándolo. Que aparezca, esto no puede pasar, hasta cuándo tantas amenazas, no bajemos los brazos hasta que aparezca”.

1 ENVIAR UN COMENTARIO