Entradas

La Fiscalía Federal N°1 de Bahía Blanca ordenó el análisis de restos óseos y elementos secuestrados durante una inspección ocular solicitada por la querella en cercanías del kilómetro 780 de la Ruta Nacional N°3, según refiere en un nuevo comunicado que actualiza las tareas de investigación en torno a la búsqueda del paradero de Facundo Astudillo Castro, de 22 años, desaparecido desde el 30 de abril pasado .

Entre otras medidas adoptadas, el nuevo comunicado de la fiscalía refiere que, con un nuevo chip con el número de teléfono del desaparecido, se obtuvieron nuevos datos para la pesquisa. Además, la Procuraduría de Violencia Institucional (PROCUVIN) presentó un informe sobre los resultados arrojados por el Sistema de Localización Automática Vehicular (AVL) de los móviles policiales investigados, que serán analizados por la División Búsqueda de Prófugos y Personas Desaparecidas de la Policía Federal Argentina (PFA).

Peritajes

La División Tecnologías Aplicadas de la PFA elaboró un informe de las tareas realizadas y conclusiones arribadas a partir de la introducción de la tarjeta SIM de la línea de Facundo Astudillo Castro en un teléfono celular, recuperando algunos datos, los cuales se resguardaron en un CD.
Por otro lado, se recibió el dispositivo secuestrado a Jorge Agustín Galarza y se remitió el mismo a la División de Apoyo Tecnológico de la PFA a fin de que extrajera la información allí registrada mediante la tecnología UFED (dispositivo forense de extracción de datos). La fiscalía ordenó que se remitieran los resultados a la División Búsqueda de Prófugos y Personas Desaparecidas de la PFA, para que verifique si existen elementos que puedan resultar de interés para el avance de la causa y confeccione un informe con el análisis del contenido extraído.
Se recibieron los libros secuestrados en el Destacamento de Hilario Ascasubi y se solicitó al Gabinete Científico de la PFA que practicara un peritaje caligráfico sobre el libro con la inscripción “actas” —utilizado como libro de guardias y novedades— a efectos de determinar si en las anotaciones correspondientes al 30 de abril pasado existen enmiendas, raspaduras, borrones o faltantes de hojas, que permitan suponer que existió una adulteración de su contenido o, en la medida de lo posible, informe si existieron agregados posteriores a la fecha mencionada.

Solicitud de informes

A fin de verificar si existe la posibilidad de arbitrar la tecnología necesaria para extraer la totalidad de la información de uno de los teléfonos secuestrados, se solicitó colaboración a la Unidad Fiscal Especializada en Ciberdelincuencia (UFECI), aportando la información pertinente el fiscal a cargo de esa oficina, Horacio Juan Azzolin.

Se remitió vía correo electrónico a la División Búsqueda de Prófugos y Personas Desaparecidas de la PFA el informe confeccionado a modo de colaboración por la Procuraduría de Violencia Institucional (PROCUVIN), con un análisis integral de información probatoria producida en el marco de investigación con específica referencia al Sistema de Localización Automática Vehicular (AVL) de los móviles policiales que habrían circulado por la traza de la Ruta Nacional 3, entre los kilómetros 725 y 809, entre las 0 y las 23.59 horas de la jornada del 30 de abril.

Se solicitó a ese mismo organismo que verificara si se ha efectuado al momento la determinación del kilometraje y ubicación de la localidad exacta en la que cada uno de los móviles allí consignados hubieran detenido su marcha en las franjas horarias de interés, a los fines de determinar, del cruce de la eventual información procesada, si hubo coincidencia con la detención prevencional del joven Facundo Astudillo Castro la jornada del 30 de abril pasado alguna otra circunstancia de relevancia. También se le requirió que informara cuáles eran las cuentas asociadas a algunos de los teléfonos peritados.

Sin perjuicio de haberse encomendado oportunamente a la División de Tecnologías Aplicadas de la PFA la confección de un análisis técnico integral de toda la información que obra en la causa y de la medida encomendada a la División Búsqueda de Prófugos y Personas Desaparecidas de la PFA en la misma línea, de conformidad con lo sugerido por la PROCUVIN, se le dio intervención a la Dirección General de Investigaciones y Apoyo Tecnológico a la Investigación Penal (DATIP) de la Procuración General de la Nación y se le remitió de manera electrónica la totalidad de los informes obrantes en la causa con el objeto de que elaborare un análisis pormenorizado en los mismos términos que el anterior.

Se solicitó a la Dirección de Asistencia Judicial en Delitos Complejos y Crimen Organizado del Poder Judicial de la Nación (DaJuDeco) más información en relación a otra línea telefónica de interés para la investigación.
También se solicitó a todas las empresas prestadoras de servicio de telefonía móvil que verificaran si alguna de sus antenas captó una comunicación (sea llamado o mensaje de texto) en la se encontrara involucrada la línea telefónica de Facundo Astudillo Castro.

Se reiteraron pedidos de información oportunamente requeridos a la PFA, a la Comisión Nacional de Regulación del Transporte y al Ministerio de Transporte de la Nación.

Se le requirió a la empresa Claro que ampliara la información respecto de los alcances de la antena ubicada en Ingeniero White, denominada POLOPETROQUÍMICO UN.

Otras medidas

Ante un nuevo requerimiento de la Dirección de Contencioso Internacional en Materia de Derechos Humanos del Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto de la Nación, se contestó lo solicitado por la Corte Interamericana de Derechos Humanos. Al respecto, se aportó información sobre la investigación desarrollada por la fiscalía con la colaboración de los distintos organismos del Ministerio Público Fiscal y las distintas fuerzas federales.

El Programa Especial de Atención a víctimas de Violencia Policial de la Dirección General de Acompañamiento, Orientación y Protección a las Víctimas (DOVIC) remitió un informe acerca del abordaje que viene realizando respecto a testigos de identidad reservada, en el cual refiere las entrevistas mantenidas y sus seguimientos, y formula consideraciones profesionales.

Se ordenó efectuar una compulsa en los registros de la fiscalía del total de las prevenciones efectuadas en los controles policiales de Mayor Buratovich con motivo de la presunta violación al artículo 205 del Código Penal -que prevé sanciones a quien violare las medidas adoptadas por las autoridades competentes, para impedir la introducción o propagación de una epidemia-, con indicación de número de sumario, fiscalía, juzgado interviniente y número de causa, a los fines de poder establecer una comparación entre aquellos y las modalidades de intervención policial respecto de Facundo José Astudillo Castro, en un rango de 15 días antes y después al 30 de abril de 2020.

Al efectuarse un análisis del informe UFED presentado en relación a uno de los teléfonos secuestrados, surgieron interrogantes que la fiscalía entendió suficientes para formalizar un requerimiento de instrucción, para así permitir la formulación del pertinente descargo. En ese sentido, se requirió que se citara a declarar en los términos el artículo 294 del Código Procesal Penal de la Nación (declaración indagatoria) a distintas personas conjuntamente con otras medidas. No obstante ello, la jueza federal rechazó la solicitud por considerarla prematura, al entender que no existía mérito suficiente y sin perjuicio de lo que surja del desarrollo de la pesquisa. Delegó la instrucción de la fiscalía federal de la causa en los términos del artículo 196 del Código Procesal Penal de la Nación.

Inspección ocular

La querella particular informó ayer que habrían tomado conocimiento que en cercanías a la ruta nacional nº 3, kilómetro aproximado 780, sobre un camino de tierra lindante, existirían restos óseos y algunos elementos, por lo que se comisionó a personal de la PFA para que se constituyera en el lugar. Una vez allí, la querella señaló un desagüe a escasos metros del camino de tierra y de la ruta nacional nº 3, donde se procedió a la remoción y secuestro de restos óseos. A unos cuatrocientos cincuenta (450) metros del inicio del perímetro constituido, se procedió al secuestro preventivo para un posible futuro análisis de distintas prendas de vestir, zapatillas, un recipiente de cerámica, los cuales, en principio no fueron reconocidos por Cristina Alaniz Castro, quien se encontraba en el lugar. Posteriormente, la nombrada, manifestó que el buzo hallado entre las prendas de vestir podría relacionarlo con aquel utilizado por Facundo al momento de su detención.

En relación a los objetos secuestrados, se ordenó la realización de los correspondientes peritajes.

Actualmente, la fiscalía se encuentra efectuando un análisis integral de los resultados de las medidas probatorias ordenadas y producidas hasta el momento, con el objeto de elaborar un informe sobre conclusiones preliminares en el marco de la investigación, sin perjuicio los resultados a los que se arriben con el devenir de la pesquisa en curso.

Fuente: fiscales.gob.ar

Cristina Castro solicitó a la jueza federal, Gabriela Marrón, un allanamiento y un rastrillaje con canes en cercanías de Mayor Buratovich, tras la aparición de “huesos, prendas de vestir y una mochila semienterrada”.

“Advirtiendo la irregularidad y la complejidad, solicitamos se convoque a todas las fuerzas disponibles, a fin de rastrillar lugares públicos y otros canales de drenaje, si la dinámica de la diligencia así lo amerita”, dice el escrito presentado por los abogados Leandro Aparicio y Luciano Peretto.

La querella pretende que el rastrillaje se realice en la extensión de un camino hasta las vías con la participación del perito Marcos Herrero y su ayudante Lucas Maciel.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

Por otro lado, pidieron que se “convoque a Prefectura Argentina para rastrillar un canal de drenaje que bordea la calle, en las que se han identificado algunas prendas, lo que tornan urgente el carácter de la medida”.

Foto: Emmanuel Fernández.

Cristina Castro viajó a Bahía Blanca para presentar el pedido de detención de cuatro policías y denunciar a otros efectivos de la Bonaerense y civiles como integrantes de una asociación ilícita en el marco de la desaparición de su hijo Facundo.

“Me mintieron desde el primer día, encubrieron todo esto, sentí que a mi hijo le habían hecho algo malo y lo voy a seguir sosteniendo. A mí esta gente me va a tener que devolver a Facu”, dijo en Plaza Rivadavia.

El intendente de Villarino, Carlos Bevilacqua, se apoyó en las filtraciones periodísticas para reclamar que se investigue una supuesta pista narco. “Ese señor no tiene vergüenza. Estuve buscando a mi hijo por redes, hice la denuncia por averiguación de paradero y en ningún momento se acercó a nosotros, ninguno de sus funcionarios se acercaron ni siquiera a ver cómo estábamos”.

“Yo le voy a iniciar una denuncia al señor Bevilacqua. (…) Hace más de tres meses mi hijo está desparecido, en su distrito, en su gobierno, desparecieron a un pibe y él se hace el reverendo pelotudo. Si tiene un problema con alguno de mis abogados que no los meta en la desaparición de mi hijo”, afirmó.

Castro aclaró que “a la cabeza de todo esto no está ni el señor Aparicio ni Peretto (abogados querellantes). A mí me llega cada cosa que mandan, leo todo y les voy indicando qué poner y qué no. Es Cristina Castro la que firma todos y cada uno de los pedidos que se hacen”.

Destacó que entre los involucrados está el secretario de Protección Ciudadana de Villarino, Martín Pacheco, porque “mandó informes truchos”.

Respecto a los resultados del allanamiento al destacamento policial de Origone en el cual se encontraron objetos de Facundo, Castro destacó que el perro “Yatel fue contundente”.

“No lo elegí a Herrero porque se me antojó, yo busqué a Marcos Herrero, porque me lo recomendaron, la mamá de Micaela, Mónica Cid, y otros papás de desaparecidos. Hice hasta lo imposible por traerlo, yo confío en sus perros, estoy segura de que me van a devolver a Facu”, dijo.

Consultada sobre quiénes deberían estar imputados, mencionó que “de Buratovich y Teniente Origone todos. Hay personas involucradas y hay quienes se callaron. Los que se callan son tan desaparecedores como los que se lo llevaron”.

“No me voy a cansar nunca de decirlo, cuando lo empecé a buscar era una averiguación de paradero, cuando quise ingresar a Mayor Buratovich en su momento tenía cinco patrulleros y no me dejaron. En Teniente Origone tenía el ingreso tapado con patrulleros, casi nos echa el señor Navarrete, el comisario general de Villarino: ‘usted no tiene nada que hacer acá tiene que seguir hasta la Ruta 3 y 22′”.

“Me acuerdo perfectamente la declaración de Flores y la de González que mirándome a la cara me dijo ‘yo vi cómo su hijo seguía viaje’. Y ese mismo día leo en la declaración que había dicho que mi hijo subió a una Duster Oroch color plata. Me mintieron desde el primer día, encubrieron todo esto, sentí que a mi hijo le habían hecho algo malo y lo voy a seguir sosteniendo. A mí esta gente me va a tener que devolver a Facu”.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

Castro destacó que a otras líneas investigativas que surgieron en la causa “ya las tiramos por la borda. Que Facundo llegó hasta Bahía, el testigo que está imputado, pertenece a la Policía Bonaerense, la señora que dice haber viajado a Bahía y haber levantado a alguien similar a Facundo que después cambiaron todo su testimonio, que no viajó el día 30 de abril”.

“No hay duda, se cayó todo. No hay duda, mi hijo nunca salió de Villarino, a mi hijo lo desparecieron entre Buratovich y Origone. Origone depende de Burato, los móviles utilizados son los mismos. El fiscal de la PROCUVIN, ha descartado e imputado a los testigos que dicen haber visto a Facundo en Bahía por falso testimonio”, agregó.

Respecto a la posibilidad de apelar el rechazo de la recusación del fiscal Ulpiano Martínez, Castro afirmó que “tenemos que seguir trabajando con él por orden de la jueza. Este señor lo único que ha hecho es tratar de desviar la investigación, aportar testigos de que Facundo había llegado a Bahía, y yo sé que Facundo nunca salió de Villarino”.

“Las pruebas que tenemos nos habilitan a pedir las detenciones que estamos solicitando”, dijo Leandro Aparicio, uno de los abogados de la familia de Facundo Castro.

Explicó que en la denuncia presentada hoy a la jueza Gabriela Marrón describieron hechos que, por ahora, configurarían el delito de asociación ilícita. “No tenemos determinado quiénes fueron los que lo subieron (al patrullero). Después esa calificación puede cambiar por otro delito más suave o puede ser partícipe de una desaparición forzada”.

“Cristina es la más interesada en terminar esto lo antes posible. Advertimos que se están haciendo maniobras para que esto se dilate indefinidamente y las estamos denunciando”, sostuvo.

Respecto a los testigos señaló que hay que poner en valor los relatos: “No es lo mismo un testigo que dice ‘yo pasaba por las Cataratas del Iguazú y lo vi’, a un testigo que dice ‘yo pase tal día, a tal hora, puedo explicar cómo fui y vi que estaban subiendo a un patrullero un chico que parece Facundo por la mochila, por esto y por lo otro'”.

“Si hubieran puesto recompensa habría cinco mil personas que lo vieron a Facundo. Pero decir ‘yo vi que lo subieron’ con todo el riesgo, con La Nueva llamándolos, con La Brújula filtrando datos de ellos es complejo. No solamente las víctimas son Cristina y Facundo, también son víctimas las personas que declaran”, agregó.

Sobre los informes de las lectoras de patentes de los vehículos que circularon por la Ruta 3 el 30 de abril, Aparicio detalló: “Hay dos informes de la Municipalidad de Villarino. Uno del 13 y otro del 14. En el del 13 están todos los autos del día y figura el auto de los testigos. En el del día 14 no figura porque dice el intendente que es un rango de 15 a 18 y tampoco figura el auto que tendría que haber pasado. No le creo a Bevilacqua y menos a Martínez que dicen que (el sistema) es infalible”.

“Hay una persona que envió dos informes y alteró ese dato. Eso hace que La Brújula diga que se cae la hipótesis de la querella porque los testigos no pasaron. Sí pasaron, pasaron en el informe anterior. Quiero ver los oficios y quiero hablar con dos policías federales. Tengo más dudas que certezas de la actuación de la Policía Federal respecto a esto. No me quedan dudas de que quien mete a esta persona de la lectora de las velocidades y patentes es la Policía de la provincia de Buenos Aires a través de Sosa y de Flores”.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

Aparicio aclaró que el informe del 13 de julio está firmado por el dr. Franco Simonetti, apoderado del Municipio de Villarino, y “ahí está el listado completo”. El segundo lo firma el secretario Martín Pacheco: “está el listado de tres horas y, dentro de esas tres horas donde está el coche, no está el coche”.

En tanto el vehículo de la testigo que dijo haber acercado a Facundo hacía el control fitosanitario, el letrado destacó que “figura que pasó a las 16:05. Sin embargo, “la testigo le dice a un policía que fue el 27”.

“La persona dice que el día que levantó a una persona, había dos patrulleros en Burato que la pararon, y otro en Origone enfrente a la entrada del pueblo”.

“El 30 no había dos patrulleros en Burato a esa hora. Y el patrullero que dice González, el policía, estaba a 5 km de la entrada de Origone. Lo que infiero y se va a acreditar con prueba, es que a esa señora le pusieron una persona similar a Facundo. Ella dice ‘me pararon en Burato y fui despacito porque había un patrullero en sentido perpendicular a la entrada de Origone, aminoré la marcha por si me paraban y ahí veo al chico y ahí lo levanto, si no no lo hubiera levantado”, enfatizó.

La Fiscalía a cargo de Santiago Ulpiano Martínez emitió esta tarde un nuevo comunicado oficial acerca de la concreción de nuevas medidas probatorias, como el secuestro de libros y registros policiales del Destacamento de Hilario Ascasubi; el allanamiento y el secuestro de elementos en el puesto de Teniente Origone.

Hoy Marcos Herrero y Cristina Castro confirmaron que se trata de una pequeña sandía de madera que contenía en su interior una vaquita de San Antonio. Era un regalo de su abuela que Facundo llevaba siempre consigo.

Además, se hace referencia a la reconstrucción del recorrido de Facundo Astutillo Castro y el estudio de su cuenta de Whatsapp.

Allanamientos y secuestros

El 30 de julio, de conformidad con lo solicitado por el Ministerio Público, la jueza federal interviniente ordenó librar orden de presentación de los registros correspondientes a la totalidad de los móviles operativos y no operativos, identificables y no identificables, que se encontraran asignados al Destacamento de Hilario Ascasubi al 30 de abril pasado, y orden de secuestro de los libros de guardia y de los dispositivos móviles oficiales asignados a aquella dependencia policial, por encontrarse presuntamente relacionados con los hechos investigados y porque podrían servir como medio de prueba. La medida se llevó a cabo el 31 de julio por personal de la Policía Federal Argentina (PFA).

Asimismo, en virtud del requerimiento efectuado por la fiscalía acompañando el pedido de la querella, la jueza ordenó librar orden de secuestro del teléfono celular perteneciente a Jorge Agustín Galarza y el allanamiento y registro del Puesto de Teniente Origone, a fin de incautar los elementos que pudieran contener registros biométricos de la víctima. En este caso, de acuerdo a lo solicitado por la querella, se autorizó la participación en el procedimiento del perito de parte, Marcos Herrero, y de su colaborador, el suboficial segundo de la Armada Argentina Lucas Maciel, junto a sus canes.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

Este procedimiento también se efectuó el 31 de julio pasado. Según se desprende del acta labrada, participaron efectivos de la delegación Bahía Blanca de la Superintendencia de Agencias y Delegaciones Federales de la PFA; miembros del Gabinete Científico Bahía Blanca de la Superintendencia Federal de Policía Científica; los canes “Tom” y “Aramis”, de la especialidad de Búsqueda de Restos Humanos, ambos de la División Canes de la Superintendencia Federal de Bomberos, con sus respectivos guías; personal de Sistema Federal de Búsqueda de Personas Desaparecidas y Extraviadas (SIFEBU) y de Cinotecnia, ambos dependientes del Ministerio de Seguridad de la Nación; y Marcos Herrero con su can “Yatel”.

Durante el desarrollo de la medida, el can “Yatel” detectó entre un montículo de residuos que se encontraba en el sector antiguo trasero del puesto de vigilancia una bolsa transparente que contenía un paquete de cigarrillos en estado de descomposición, con dos mitades que unidas componían un objeto con dibujo de sandía; una de las mitades contenía en su interior un dije de una vaca de San Antonio de color verde. Los elementos fueron resguardados. En esa oportunidad, a solicitud de la madre de Facundo, se autorizó la remoción de tierra del sector del fondo de la dependencia, pero la diligencia no arrojó resultados de interés para la investigación.

La fiscalía ordenó remitir los efectos secuestrados al Laboratorio Químico de la PFA, a fin de que practicare un peritaje tendiente a detectar rastros biométricos y para que se procediera -en su caso- al cotejo con las muestras de ADN extraídas a Cristina Castro Alaniz, con el objeto de verificar si se registran rastros de Facundo Astudillo Castro.

Otras medidas

Además, se autorizó la compra de un chip a la empresa Claro de la línea telefónica de Facundo Astudillo Castro y el ingreso a la aplicación WhatsApp por parte de los profesionales de la División Búsqueda de Prófugos y Personas Desaparecidas de la PFA, medida solicitada por la fiscalía de conformidad con lo sugerido por aquella repartición.
La empresa Claro remitió el chip y finalmente la División de Tecnologías Aplicadas de la PFA designó personal especializado para practicar el peritaje en la sede de la fiscalía federal, el cual arribó hoy a la ciudad de Bahía Blanca.

Por otro lado, se recibió el análisis de la información extraída de los teléfonos celulares peritados, efectuada por la División Búsqueda de Personas de la PFA.

Asimismo, se recibieron las respuestas de los oficios librados a la Dirección Provincial de la Central de Atención Telefónica de Emergencia (911) y a la delegación Rawson de la PFA.

Si bien se recibió el informe labrado por la División de Tecnología Aplicada de la Policía Federal Argentina, al no contemplar la totalidad de los puntos solicitados por el Ministerio Público y por el representante de la Procuraduría de Violencia Institucional (PROCUVIN), se requirió a la División Búsqueda de Personas de esa fuerza su ampliación en orden a los puntos no abarcados.

En una nueva presentación, la PROCUVIN aportó un documento de trabajo preliminar mediante el cual, en la traza de la Ruta Nacional Nº 3 desde la localidad de Pedro Luro hasta la ciudad de Bahía Blanca, se esquematizó metodológicamente el posible recorrido que Facundo Astudillo Castro habría realizado desde las primeras horas del 30 de abril pasado hasta las primeras horas de la tarde de esa misma jornada en la que fuera visto, según diversas versiones, por última vez.

El trayecto trazado en el esquema de referencia fue diseñado en función de las pruebas físicas, documentales y testimoniales, y técnicas producidas hasta el momento en el marco de la investigación. Su análisis e integración debe ser efectuado con la concreción del estudio integral de orden técnico oportunamente requerido por esa Procuraduría.
Por otra parte, la PROCUVIN sugirió la citación de diferentes personas a prestar declaración testimonial.

El adiestrador de perros Marcos Herrero confirmó que uno de sus canes encontró un objeto de Facundo en el destacamento policial de Teniente Origone. “Es un elemento muy contundente que no muchas personas tienen como recuerdo, de hecho tiene un significado especial para Cristina y la familia”.

Según explicó el perito a FM De la Calle, el perro Yatel marcó dentro de uno de los calabozos que se utiliza como lugar de descarte de basura. La mamá de Facundo, Cristina Castro, reconoció el objeto como un recuerdo familiar que el joven llevaba consigo.

Se trata de una pequeña sandía de madera que contenía en su interior una vaquita de San Antonio. Era un regalo de su abuela que Facundo llevaba siempre consigo.

“Yatel se introduce rápidamente en este calabozo, ingresa un policía federal, se llama a los testigos, el perro empieza a ladrar adentro del calabozo, empieza a buscar sobre la basura, un colchón, ropa, demás, y logra identificar como una bolsa de arranque tipo de consorcio transparente y empieza a ladrar”.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

“Mi persona explicó que el perro identificó una esencia de rastros biológicos que podrían o no ser de Facundo. El hecho importante es cuando se abre la bolsa, se encuentra en estado de descomposición, un paquete de cigarrillos, tierra y lo que es de impacto: cuando se la deja ingresar a Cristina (…) reconoce un elemento que le había regalado la abuela a sus tres hijos”, relató Herrero.

Agregó que “a ellos tres les había regalado una manzana y dos sandias, del tamaño de una nuez. Se abría y tenía una vaquita de San Antonio, un elemento que había hecho hacer específicamente para los hijos. Ese elemento estaba en la bolsa y, a primera vista, podría decir que hay manchas hemáticas, eso no lo puedo asegurar pero sí tenía olor a descomposición. Rápidamente lo reconoció Cristina, fue fotografiado y guardado en sobres para que sea específicamente trabajado por un laboratorio de la Policía Científica”.

El adiestrador señaló que “lo importante es que la familia reconoce que es de la persona de Facundo. El otro hecho que podría cambiar el curso de la causa es que lo encontramos dentro de la unidad policial y dentro de un calabozo que auspicia como almacenamiento de la basura”.

El procedimiento

Herrero mencionó que el elemento encontrado “estaba en un cuarto, una habitación donde hay un colchón, ropa, tiran basura. El perro identificó los cuatro vértices por el lado de adentro, empezó a ladrar y a descartar bolsa por bolsa, a sacar el colchón y logró sacar esta bolsa con su boca. Hay entre 10 y 11 ladridos, fue muy determinante el perro. Para que quede claro, sacamos esa bolsa, la pusimos en otro perímetro y el perro no solamente vuelve a marcarlo sino vuelve a trabajar, entra en la habitación, sale y vuelve a identificarlo”.

El objeto

Herrero subrayó: “Hay esencia de Facundo, es específico en tiempo y espacio y se encuentra un elemento contundente. A partir de los 12 o 13 años Facundo andaba entre sus pertenencias con esa reliquia. En un momento o espacio determinado Facundo ha estado en esa unidad policial que pertenece a la Bonaerense”.

Lo encontrado es “un objeto de madera, labrado como una sandía. Ha sido como un descarte de basura, parecía que tenía yerba, tenía olor a descomposición, como un líquido verde, es como una nuez”, detalló el adiestrador.

Fotos: Página/12

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) emitió este sábado la Resolución 43/2020, mediante la cual otorgó medidas cautelares de protección a favor de Facundo José Astudillo Castro, en Argentina, tras considerar que se encuentra en una situación de gravedad y urgencia de riesgo de daño irreparable a sus derechos.

La Comisión solicitó información al Estado, recibiendo observaciones sobre diversas acciones llevadas a cabo por sus instituciones para la búsqueda del beneficiario y la investigación sobre los hechos, tanto en el ámbito provincial como federal.

Sin perjuicio de las acciones llevadas a cabo por el Estado, la CIDH observó que, a más de tres meses de la desaparición de Facundo, no se cuenta con información concreta sobre su paradero o destino, por lo que se halla suficientemente establecida la existencia de una situación de riesgo grave para sus derechos a la vida e integridad personal.

De igual manera, la Comisión recibió información sobre la existencia de un pronunciamiento del Comité contra la Desaparición Forzada de Naciones Unidas en relación con la situación del jóven.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

Al respecto, el organismo de la OEA recordó que el artículo 25 de su Reglamento no contempla la figura de la litispendencia internacional como impedimento para pronunciarse acerca de una solicitud de medidas cautelares, dicho precepto establece que la Comisión solicitará la adopción de medidas cautelares cuando existe una situación de gravedad y urgencia de riesgo de daño irreparable.

En consecuencia, se solicitó a Argentina que:

a) Adopte las medidas necesarias para determinar la situación y paradero de Facundo José Astudillo Castro, con el fin de proteger sus derechos a la vida e integridad personal. En este sentido, la Comisión instó al Estado a garantizar acciones efectivas de búsqueda a través de sus mecanismos especializados y creados para tales efectos;

b) concierte las medidas a adoptarse con los familiares y representantes del beneficiario;

c) implemente las acciones tendentes a investigar los hechos que motivaron el otorgamiento de esta medida cautelar y evitar así su repetición.

El otorgamiento de la medida cautelar y su adopción por el Estado no constituyen prejuzgamiento sobre una eventual petición ante el sistema interamericano en la que se aleguen violaciones a los derechos protegidos en la Convención Americana y otros instrumentos aplicables.

La CIDH es un órgano principal y autónomo de la Organización de los Estados Americanos (OEA), cuyo mandato surge de la Carta de la OEA y de la Convención Americana sobre Derechos Humanos. La Comisión Interamericana tiene el mandato de promover la observancia y la defensa de los derechos humanos en la región y actúa como órgano consultivo de la OEA en la materia. La CIDH está integrada por siete miembros independientes que son elegidos por la Asamblea General de la OEA a título personal, y no representan sus países de origen o residencia.

Esta tarde se realizó una caravana hasta la Fiscalía federal de Bahía Blanca para reclamar la aparición con vida de Facundo Castro, al cumplirse tres meses desde la última vez que se lo vio subiendo a un patrullero de la Policía Bonaerense.

Cristina Castro, la madre del joven que encabezó una marcha en Pedro Luro, saludó la convocatoria local mediante un mensaje: “Les quiero agradecer por estar, por el bocinazo, por el apoyo, por la marcha. Pedirles que no nos callemos más. Que nunca más sea nunca más”.

“Que devuelvan a Facundo, que se haga justicia, apartamiento del fiscal inmediatamente, basta de encubrir personas, basta de la Bonaerense, basta de matar a nuestros jóvenes. Pedimos que entreguen a Facundo ya, pedimos justicia”, afirmó.

https://www.facebook.com/notes/secretaria-de-ddhh-cta-bah%C3%ADa-blanca/a-3-meses-de-la-desaparici%C3%B3n-forzada-de-facundo-documento/3182596831776087/?__tn__=HH-R

Uno de sus abogados, Leandro Aparicio, dijo que “Cristina es la primera interesada en que Facundo esté con vida. Las pruebas que hay en el expediente nos dicen que a Facundo lo desaparecieron y que desde entonces se activó un protocolo que tiene cinco etapas. (…) El rol que cumplía antes La Nueva Provincia lo cumple ahora La Brújula. Esa es una parte esencial de este encubrimiento”.

El abogado describió los hechos sobre los que sostienen la denuncia del encubrimiento:

  • Empieza el primer día que lo desaparecen cuando le hacen mandar un mensaje de texto del teléfono de Facundo a un amigo cuando nunca hablaba así. Obviamente eso lo mandó un policía.
  • El 8 de mayo la policía que lo llevó (a Origone, Xiomara Flores) desactivó el whatsapp. Qué casualidad. Sin novedades dice el informe de la Policía Federal.
  • El 1 de junio el amigo va a hacer la denuncia y le dicen que tiene que ir la madre. Cuando va, le toman la denuncia en un papel de rotisería. Tené paciencia que ya va a aparecer. De atrás escucha que dicen que los hermanos de la novia eran malos.
  • Las primeras testimoniales dicen lo mismo que decían de Angelito Almada: que se deprimía, que era malo, que andaba mal con la madre, con la novia, que se drogaba, que daba vuelta por los caminos.
  • La tercera parte empieza el 15 de junio cuando se tendría que haber hecho el rastrillaje y no se hace porque llueve. Se le meten a la casa de los hermanos de la novia sin orden de allanamiento, a uno lo llevan a la comisaría, lo tienen entre cuatro apretándolo.
  • El 17 Luciano y Cristina van a Buratovich y no pueden entrar porque hay cinco patrulleros que los bloquean. La que borró el whatsapp (Xiomara Flores) dice que lo llevó a Origone.
  • El 18 de junio un hombre que no dice que es policía declara que vio a Facundo en Bahía. Vuelve a declarar en la cuarta etapa del encubrimiento sin que sepamos nada, manejaba todo la Bonaerense hasta que planteamos la desaparición forzada y la sacamos. Al mismo testigo, cuando declaró en la justicia federal, el fiscal Heim lo cortó porque incurría en falso testimonio.
  • Las últimas tres semanas fueron acumular testimonios truchos que cortan el 6 de julio, ahí no intervenía más la Policía Bonaerense. El 13 de julio una periodista trucha dice ‘vuelco en la causa, habría una persona que habría llevado’. Eso es lo que dice el ministro Berni hoy. Esa persona la mete (el policía Gabriel) Sosa, el que está en la foto con Facundo en la camioneta y Xiomara Flores.
  • Luego consiguen un informe de las lectoras de los autos que pasaron ese día: primero las trae una policía. La lectora marca el ingreso, la gente que entra pero no la hora. Averiguamos con gente de Algarrobo (que aparece) y no viajó ese día. La Municipalidad manda otro el 13 de julio con todo el listado y ahí viaja el auto con los testigos que vieron subir a Facundo al patrullero. El 14 de julio la policía pide otro más y en ese no está ese coche pero sí está el que dice que llevó a Facundo. Eso es lo que La Brújula pone hoy para desacreditar a los tres testigos.

“Obviamente el Estado es desaparecedor, por supuesto que por fiscales, por jueces, por políticos. Pero también por la parte civil, como ese funcionario de Villarino que firmó ese informe trucho que después esta cloaca con ese delincuente de Germán Sasso usa para encubrir a la policía”, agregó Aparicio.

Sergio Maldonado, hermano de Santiago, también hizo llegar su adhesión y sostuvo que “necesitamos que Facundo aparezca con vida lo antes posible”. Este sábado se cumplirán tres años de la desaparición forzada seguida de muerte del militante solidario con el pueblo mapuche en el marco de un operativo represivo de Gendarmería en la Pu Lof Cushamen.

“Vemos muchas dificultades para que la causa se tramite con celeridad como debería ser por la la importancia que tiene el caso. Hay medidas de prueba que la Fiscalía demora”, dijo a FM De la Calle el secretario de la Comisión Provincial por la Memoria Roberto Cipriano García.

Agregó que “así como tardaron 10 días en abrir los libros secuestrados de la comisaría, falta el cotejo de ADN en las manchas de sangre que se encontraron en el patrullero, el análisis de estudios de los AVL y su cotejo con las personas que declararon. Deberían resolverse más rápido, son pericias técnicas que permitirían aportar elementos centrales para saber qué pasó con Facundo”.

La CPM querella institucionalmente en la causa a la par de la familia de Facundo Castro. Juntos recusaron al fiscal Santiago Martínez, quien ayer fue ratificado por la jueza Gabriela Marrón.

Hoy se cumplen tres meses de la desaparición del joven de 22 años que partió el 30 de abril en dirección a Bahía Blanca.

-¿El ADN ya debería estar resuelto?

Sí, en muchos casos no hay desde la Fiscalía una clara indicación de qué es lo prioritario. Entonces, los cuerpos auxiliares y la policía terminan decidiendo qué hacer primero. Siguen distintas hipótesis, decimos que hay elementos importantes de pruebas sobre la hipótesis principal que es la desaparición forzada de Facundo que no se están practicando de manera rápida.

-¿El 30 de abril las 10 Facundo fue infraccionado en Buratovich, ¿qué pasó después?

Ahí es donde empieza a confundirse si efectivamente estuvo en un destacamento policial o no. La primera cuestión que llama la atención es que la policía dice ‘lo infraccionamos y lo dejamos seguir viaje’, cosa que no pasaba en ningún lado. Hay imprecisiones sobre qué pasó después, hasta el testimonio de estos tres vecinos de Pedro Luro que ven que es subido a un patrullero por dos agentes policiales pasando Buratovich. Eso es central.

Ahí hubo un trabajo que hizo la mamá con el abogado mirando los AV. Llegaron a la conclusión de que uno de los patrulleros estaba en el lugar y horario que dicen estos tres testigos en Buratovich. Eso es lo que todavía no está confirmado por el estudio que hace la Fiscalía sobre los AVL y que daría mucha potencia a esos testimonios.

-¿Es el patrullero que manejaba el policía González?

Exacto, corroboraría el testimonio de esas tres personas. Después hay muchos elementos en el causa traídos por la Policía Bonaerense que aparecen destinados a confundir, testimonios que cuando declaran no están seguros si era Facundo, que dicen que lo vieron en Bahía, aparece una persona que dice que lo llevó pero no está corroborado que ese día haya viajado esa persona.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

-Respecto a la testigo que dice haberlo acercado a Bahía la familia sostiene que la declaración dice que ue el 27 de abril y la información filtrada refiere que fue el 30. ¿No está acreditado que fue el día de la desaparición?

Exactamente, ese es otro tema, la mamá se lo ha planteado a la Fiscalía y nosotros también en reuniones con el Estado nacional en función de la acción que iniciamos ante el Comité de Desaparición Forzada de las Naciones Unidas. El Comité exigió al Estado que elabore un plan, una de las cosas que plantea la Secretaría de Derechos Humanos a la jueza es que se ponga mucho cuidado y énfasis en cómo se filtra la información y llega primero a los medios que a la familia. Van dando veracidad a los medios que también dicen cosas que no se corroboran en la causa.

Cipriano García señaló que todavía no se conocen los resultados de las pericias informáticas respecto de las triangulaciones de antenas para ubicar el celular de Facundo.

“La que aportaron las empresas es información incompleta, es otro tema que se incluye en la mora en diligencias judiciales. Hay que adoptar otras medidas, constituirse en la compañía con una orden de registro y exigir que se entreguen los datos en ese momento. Hay otras posibilidades que tiene la justicia para agilizar esa respuesta”.

Respecto de los testimonios que dicen haber visto a Facundo en Bahía, señaló que “varios dudan, dicen que era parecido, no dan certeza de que sea efectivamente Facundo, aportan elementos diferentes a lo que habían dicho en la primera declaración”.

A tres meses de la desaparición de Facundo Castro la Secretaría de Derechos Humanos de la CTA convoca a una caravana y bocinazo desde las 16:30.

Partirá de la Plaza Rivadavia y se movilizará hasta la sede de la Fiscalía para reclamar la aparición con vida del joven, el apartamiento del fiscal Ulpiano Martínez y el avance de la investigación.

“El objetivo es mantener en vigencia el reclamo para que esto no se acalle, sabemos bien que cuando no hay protesta de la sociedad y reclamo el poder silencia estas cosas rápidamente”, comentó a FM De la Calle Dante Patrignani.

La convocatoria señala que “la familia y amigos/as denuncian, no solo a la fuerza policial como principal responsable de su desaparición forzada, sino también la trama de encubrimiento urdida por el fiscal federal Ulpiano Martínez”.

“La consigna es aparición con vida de Facundo -no nos resignamos a que no sea así- y el apoyo a la familia en el pedido de apartamiento del fiscal Ulpiano Martínez a quien ya conocemos los que militamos en organismos de derechos humanos”, dijo Patrignani.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

Recordó “su actitud de encubrir poderosos porque ha tenido una actuación deficiente al filtrar información a la prensa basura, a La Brújula y a Sasso. Información que resultó falsa a partir de las declaraciones de los testigos en sede judicial y, por otro lado, porque no ha ido la investigación con la rapidez que requiere. El silencio ayuda al encubrimiento”.

La jueza federal Gabriela Marrón rechazó “por improcedente” la recusación del fiscal de la causa que investiga la desaparición forzada de Facundo Castro Astudillo. La familia del joven y la querella de la Comisión Provincial por la Memoria habían requerido el apartamiento de Santiago Ulpiano Martínez.

Tampoco hizo lugar a la solicitud de Martínez respecto a una imposición de multa y comunicación al Colegio de Abogados para que “discipline” a los querellantes Leandro Aparicio y Luciano Peretto.

Cristina Castro sostuvo que «el principal desaparecedor de personas es el Estado» no solo mediante las fuerzas de seguridad sino también «a través de mecanismos perversos, sostenidos y flagrantes, como aquellos llevados adelante por la Fiscalía» y denunció que Martínez impulsó solo «aquellas medidas inertes al proceso o las que fueron maliciosamente filtradas, irregularmente producidas o irresponsablemente diligenciadas».

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

La magistrada sostuvo que “no advirtió ninguna irregularidad en la actuación del representante del Ministerio Público Fiscal, ya que la investigación desplegada –desde el inicio, a la actualidad- se ajustaba a los parámetros para interpretar el concepto de investigación eficaz”.

A su entender el fiscal cuestionado actúa con “seriedad; objetividad en la búsqueda de la verdad; seguimiento de todas las líneas de investigación; recopilación del material probatorio pertinente y útil, con la diligencia debida; diseño institucional; cooperación intra e inter-estatal; especialidad en las diferentes áreas de investigación; acceso a la justicia de las víctimas; y plazo razonable”.

Para Marrón, el planteó se trató “de una mera discrepancia con la estrategia fijada por el director del proceso”.

Mañana se cumplen tres meses de la desaparición de Facundo y habrá movilizaciones en Pedro Luro y distintas ciudades del país. En Bahía Blanca una caravana con bocinazos partirá desde la Plaza Rivadavia a las 16:30.

La Fiscalía federal informó este miércoles sobre el desarrollo de las medidas tomadas en el marco de la causa por la desaparición forzada de Facundo Castro Astudillo.

Entre ellas, la PROCUVIN sugirió producir un estudio integral de orden técnico que concentre toda la información obtenida hasta el momento y aquella que reste requerirse, con miras a determinar el recorrido que habría efectuado Facundo desde las primeras horas de la mañana del 30 de abril pasado, como también con qué personas se habría cruzado y/o entablado diálogo, por distintas circunstancias, en el trayecto.

La procuraduría especializada estimó que debería disponerse de la intervención de un gabinete especializado de la fuerza u organismo que se considerase pertinente para llevar adelante el análisis indicado, y someter a su estudio tanto los datos físicos (informes, legajos, listados, documentación en general) agregados a la causa, como la información o datos del tipo tecnológicos que han sido relevados.

Se refiere a los dispositivos móviles, su análisis y el de llamadas de telefonía y mensajería con activación de celdas, georreferenciación, direcciones de correo electrónico, datos de redes sociales, datos de telefonía celular, geolocalizadores de móviles (AVL), modulaciones, lectoras de patentes vehiculares, cámaras.

El fiscal Santiago Martínez dispuso que fuera la División de Tecnologías Aplicadas de la PFA la encargada de llevar adelante el estudio mencionado.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

Por otra parte se siguen recibiendo declaraciones testimoniales mediante la plataforma de comunicación online Zoom, tanto las ordenadas por el Ministerio Público Fiscal como otras requeridas por la querella particular, a las cuales se hizo lugar. En el mismo sentido se continuará en los próximos días con la celebración de audiencias ya fijadas.

Rastrillajes

Aunque con resultados negativos, desde el pasado sábado 25 hasta el lunes 27 de julio se llevaron a cabo distintos rastrillajes con efectivos de la Policía Federal (PFA), la Prefectura Naval, la Policía de Seguridad Aeroportuaria y la Gendarmería Nacional, a los cuales se sumaron personal de Cinotecnia de la División Búsqueda de Personas Desaparecidas del Ministerio de Seguridad de la Nación.

Ayer se efectuaron tareas de reconocimiento del terreno en un tramo de la Estación Ferrocarril Aguará en General Cerri. Entretanto, continúan las labores de investigación tendientes a corroborar diversos datos vinculados con el paradero de Facundo, a cargo de personal especializado de la PFA y demás fuerzas federales.

Se requirió al Ministerio de Seguridad bonaerense que informe las modulaciones de radios de los patrulleros de Teniente Origone, de la Comisaría de Mayor Buratovich y de la Patrulla Rural de Villarino.

Peritaje

Tras recibirse los libros secuestrados del Puesto de Vigilancia de Teniente Origone, se requirió al Gabinete Científico Bahía Blanca de la PFA que practicara un amplio peritaje caligráfico sobre el libro con la inscripción “actas” –utilizado como libro de guardias- a los efectos de determinar si en las anotaciones correspondientes al 30 de abril de 2020 existen enmiendas, raspaduras, borrones o faltantes de hojas, que permitan suponer que existió una adulteración de su contenido.

Otras medidas

La Dirección de Asistencia Judicial en Delitos Complejos y Crimen Organizado del Poder Judicial de la Nación (DaJuDeco) aportó información solicitada y se le requirió que indicara en qué antenas registraron impactos líneas objeto de investigación.

La Dirección Nacional de Operaciones del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) remitió las respuestas a los pedidos formulados.

La delegación Bahía Blanca de la Policía Federal Argentina remitió el informe UFED (dispositivo forense de extracción de datos) confeccionado respecto al teléfono celular Samsung A6 secuestrado en el marco de la causa, en actuaciones relacionadas con tareas de campo realizadas.

En tanto, la fiscalía requirió a la Dirección Provincial de la Central de Atención Telefónica de Emergencias (CATE) 911 que precise algunos datos en cuanto a la información aportada.

La División Tecnología Aplicada de la Policía Federal Argentina puso en conocimiento que, a fin de dar cumplimiento a lo requerido, solicitó información a distintas compañías de comunicaciones. A esa División se le remitieron los informes recibidos del Ministerio de Seguridad, a fin de que los incorporaran al análisis encomendado.

Se requirió al Ministerio de Seguridad de la provincia de Buenos Aires que, con carácter de urgente, informara las modulaciones de radios de los patrulleros de la localidad de Teniente Origone; de la Comisaría de Mayor Buratovich; y de la Patrulla Rural de Villarino del 30 de abril pasado.

Se solicitó además que indicara los motivos por los cuales ciertos móviles no contaban con Sistema de Localización Automática Vehicular (AVL). También se pidió a esa cartera que aportara los datos del personal policial de servicio el 30 de abril en la ciudad de Mayor Buratovich, con indicación de aquellos que hubieran prestado funciones ese día y no se encontraran asentados en el libro secuestrado, como también que se individualizara la cuadrilla a la que fue asignado cada uno de ellos en la fecha en cuestión.

Fuente: fiscales.gob.ar

Los organismos de Derechos Humanos nacionales manifestaron este lunes su solidaridad y acompañamiento a Cristina Castro por la lucha que lleva adelante por la aparición con vida de su hijo Facundo.

Reclamaron “que no haya impunidad y que tanto las autoridades políticas como el Poder Judicial, adopten todas las medidas imprescindibles que lleven al efectivo esclarecimiento de este gravísimo hecho”.

“Hacemos nuestro el pedido de apartamiento del Fiscal de la causa, Santiago Ulpiano Martínez, quien fue recusado por los abogados de la familia por entender que es responsable de maniobras para entorpecer la investigación y encubrir a los responsables”, afirmaron luego del encuentro virtual.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

Los organismos recordaron que ya “impugnado en más de una oportunidad a Santiago Ulpiano Martínez por entorpecer el avance de las causas de lesa humanidad con el objeto de lograr la impunidad de los responsables del terrorismo de Estado. Por lo que, de acuerdo a lo planteado por los abogados de la familia y a los antecedentes del fiscal cabría, cuanto menos, disponer su inmediato apartamiento de esta causa”.

“Reiteramos que es indispensable el compromiso de todas las instancias del Estado para que efectivamente se avance en el caso y se logre el esclarecimiento de qué fue lo que pasó con Facundo así como la identificación, enjuiciamiento y castigo a los responsables de su desaparición forzada”.

Participaron del encuentro representantes de Abuelas de Plaza de Mayo, Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, Familiares de Desaparecidos y Detenidos por Razones Políticas, H.I.J.O.S. Capital, APDH, Liga Argentina por los Derechos Humanos, Movimiento Ecuménico por los Derechos Humanos, Asociación Buena Memoria, Fundación Memoria Histórica y Social Argentina, APDH La Matanza, Familiares y Compañeros de los 12 de la Santa Cruz y Comisión Memoria, Verdad y Justicia Zona Norte.

El fiscal Santiago Ulpiano Martínez rechazó la recusación planteada en su contra por parte de la mamá de Facundo Castro Astudillo. En un comunicado oficial, la Fiscalía afirmó que “la petición carece de fundamentos que permitan encuadrar el caso en alguno de los supuestos que la habilitan”.

Cristina Castro sostuvo que “el principal desaparecedor de personas es el Estado” no solo mediante las fuerzas de seguridad sino también “a través de mecanismos perversos, sostenidos y flagrantes, como aquellos llevados adelante por la Fiscalía» y denunció que Martínez impulsó solo «aquellas medidas inertes al proceso o las que fueron maliciosamente filtradas, irregularmente producidas o irresponsablemente diligenciadas».

El planteo se analizó el viernes en una audiencaia virtual y ahora deberá definir la situación la jueza Gabriela Marrón.

El fiscal destacó “el deber impuesto al Ministerio Publico Fiscal de abordar con la misma firmeza y objetividad, tanto aquellas medidas tendientes a la investigación del hecho delictivo como las que orientan de un modo u otro a la búsqueda de Facundo. Resaltó la dinámica e impulso de una vasta cantidad de requerimientos tendientes a despejar ambos extremos”.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

Por otra parte, el comunicado difundido este lunes, da cuenta de la continuidad de la toma de declaraciones y la incorporación de uno de los testimonios requeridos por la querella institucional de la Comisión Provincial por la Memoria.

El informe detalla, además, las siguientes medidas:

Cumplimiento de las órdenes de allanamiento, secuestro y presentación

En cumplimiento de las órdenes de presentación libradas por la jueza federal Maria Gabriela Marrón, efectivos del Comando de Prevención Rural de Villarino, de la Subestación de Policía Comunal de Mayor Buratovich y del Puesto de Vigilancia de Teniente Origone hicieron entrega de los Libros obrantes en esas dependencias. Asimismo, se tomaron placas fotográficas de los móviles policiales de los dos establecimientos mencionados en primer término.

Por otro lado, arrojó resultado negativo el procedimiento llevado a cabo en la Subestación de Policía Comunal de Mayor Buratovich con la intervención de los canes de Búsqueda de Restos Humanos de la División Canes de la Superintendencia Federal de Bomberos, de Rastros Específicos de la División Canes de los Bomberos Voluntarios de Punta Alta y del asesor de canes Marcos Darío Herrero, de la especialidad de Identificación de Rastros Biológicos.

La querella particular requirió que se efectuara una búsqueda de rastros de Facundo José Astudillo Castro en los vehículos secuestrados, con la participación del señor Marcos Herrero y sus canes, la cual fue acompañada por el Ministerio Público Fiscal con la correspondiente petición a la jueza interviniente. La medida fue autorizada y se llevó a cabo el 22 de julio. Participaron en el procedimiento las mismas divisiones y el perito Herrero. Los canes oficiales no detectaron rastros relevantes, en tanto el ofrecido por la parte habría “marcado” algunos que son sujetos a análisis y confrontados con las diligencias periciales en curso. Hasta ahora no se arribó a conclusiones que permitan orientar la pesquisa.

Rastrillajes

Durante el sábado 25 se llevó a cabo un rastrillaje localizado del cual participaron efectivos de la Policía Federal, la Prefectura Naval, la Policía de Seguridad Aeroportuaria, la Gendarmería Nacional, y personal de Cinotecnia de la División Búsqueda de Personas Desaparecidas del Ministerio de Seguridad de la Nación, que llevaron sus canes

Además, personal de Prefectura Naval realizó un buceo por debajo de los puentes ferroviarios, efectuando un palpado de la zona, mientras que otros miembros de la misma fuerza examinaron el canal de desagüe en Cabeza del Buey.

Por su parte, efectivos de Policía Federal acompañaron con un dron de la División Comunicaciones las tareas realizadas por la Prefectura y accedieron de esa forma a imágenes de las zonas pantanosas.

Personal del Escuadrón Aéreo hizo el soporte y en todo el recorrido de los canales tomó vistas aéreas del lugar.

Asimismo, la Policía Federal, la Gendarmería Nacional y la Policía de Seguridad Aeroportuaria estuvieron a cargo del rastrillaje sobre y debajo de las vías, de ambos lados. También contactaron a personas residentes en la zona a fin de verificar si vieron a Facundo, con resultados negativos.

Al regresar por las vías, utilizando como medio de transporte un móvil de Ferroexpreso Pampeano, se detectó que el agua cuyo caudal en la mañana era abundante había reducido y los canales se encontraban lodosos pero con mayor visibilidad. Por tal motivo, se dispuso que los equipos de drones hicieran un nuevo barrido; no surgió información de interés.

La medida continuó durante el domingo y se programó para que continúe en la jornada en curso.

Otras medidas probatorias

  • El Ministerio de Seguridad de la Provincia de Buenos Aires aportó el informe requerido sobre Sistema de Localización Automática Vehicular (AVL). Aclaró que existían patrulleros identificables municipales con dispositivos AVL, que eran monitoreados desde otro usuario al que no poseían acceso y que esos móviles no figuraban en el listado de la Flota Automotriz Ministerial. Ese organismo aportó la información obrante en sus registros sobre el móvil o los móviles policiales que fueran asignados al puesto policial de Teniente Origone, el personal policial que se encontraba prestando servicio, los equipos trunking que fueran asignados a ese personal, su geo posicionamiento y los registros de modulaciones de radios del 30 de abril, entre las 13.00 y las 17.00 horas.
  • La misma información y los informes de AVL completo de distintos móviles se solicitaron a la Comisaría de Mayor Buratovich.
  • En tanto, la Anses aportó información relacionada con la prestación de Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) de la que es titular Facundo José Astudillo Castro. A raíz de los datos aportados, se requirió al Banco de la Nación Argentina que informara los datos correspondientes a la cuenta bancaria generada a nombre de Facundo José Astudillo Castro, a través de la cual cobraría el beneficio, como también si ese beneficio fue cobrado en los últimos cinco meses. Como respuesta a lo solicitado, se aportaron los datos de la cuenta mencionada y se informó que los importes acreditados en la misma no fueron cobrados.
  • El Honorable Concejo Deliberante de Villarino comunicó que ponía a disposición del Ministerio Público Fiscal de la Nación y del Ministerio de Justicia de la Nación una suma dineraria para ser destinada a una recompensa pública, con los respectivos protocolos, para otorgarla a quien brinde información que permita dar con el paradero de Facundo Astudillo Castro.
  • En virtud de la información requerida por la Dirección de Contencioso Internacional en Materia de Derechos Humanos, del Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto de la Nación, en relación a la Solicitud de Medida Cautelar MC-691-20-Astudillo Castro, Facundo José- del registro de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA, se libró un oficio dirigido a ese organismo en el cual se aportan las correspondientes observaciones.
  • Por su parte, la Procuraduría de Violencia Institucional (PROCUVIN) propuso una serie de medidas a fin de avanzar con la investigación.
  • En consonancia con lo propuesto, a fin de actualizar los datos y ante la posibilidad de existir novedades, se requirió a la División Búsqueda de Personas de la Policía Federal que constatara con los servicios de emergencia, hospitales y morgues del país si existen registros del ingreso de una persona que responda a las características de Facundo.
  • También se le solicitó a la misma División la realización de diligencias tendientes a dar con el paradero de una persona que habría trabajado con Facundo.
  • Además, se requirió a la División Operaciones Tecnológicas Especiales que procediera a la extracción de la información de los tres handys que fueron secuestrados en el marco del allanamiento realizado el pasado 8 de julio en la Comisaría de Mayor Buratovich.
  • En virtud del análisis integral de información probatoria producida por la PROCUVIN en el marco de la investigación con específica referencia al Sistema de Localización Automática Vehicular (AVL) de los móviles policiales RO 23.360 y 22.788, como así también de los otros doce móviles policiales que se informó circularon por la traza de la Ruta Nacional 3 en la jornada del 30 de abril, se solicitó a esa División Operaciones Tecnológicas Especiales la determinación del kilometraje y ubicación de la localidad exacta en la que cada uno de los catorce móviles allí consignados hubieran detenido su marcha en las franjas horarias de interés. Se solicitó también que proporcionara la misma localización en relación a los informes remitidos con anterioridad, correspondientes al teléfono de Facundo. Se determinó dónde fueron los impactos registrados el 30 de abril de este año, y su georreferencia. En un mapa se marcaron los impactos de las líneas telefónicas consignadas en el informe antes mencionado, entre las 15.00 y las 19.00 horas del 30 de abril.
  • A la División de Apoyo Tecnológico de la Policía Federal Argentina se le solicitó que practicara los estudios periciales para extraer la información obrante en el teléfono Samsung, de utilización diaria por parte de los efectivos que prestan funciones en el Destacamento de Teniente Origone. En relación a este mismo dispositivo móvil se solicitó información a la Dirección de Asistencia Judicial en Delitos Complejos y Crimen Organizado del Poder Judicial de la Nación (DaJuDeco).
  • Teniendo en cuenta que los informes relacionados a la línea telefónica perteneciente a Facundo habían sido remitidos junto con los recibidos de Facebook y Google a la División de Tecnologías Aplicadas de la Policía Federal Argentina, se enviaron también los obrantes en la investigación provincial.
  • En atención a que las conclusiones arribadas en el informe pericial del que se desprende que el joven que aparecía en la vista fotográfica publicada en un medio periodístico podía ser Facundo, se solicitó a la Auditoría General de Asuntos Internos dependiente del Ministerio de Seguridad de la Provincia de Buenos Aires, que informara la identidad del agente policial que también figura en esa imagen fotográfica, lo cual fue cumplido.
  • Se requirió al Municipio de Villarino que informara si existía registro de que el automóvil marca Chevrolet Corsa —en el que se habría trasladado la agente policial que mencionó haber llevado a Facundo— y distintos móviles policiales, hubieran transitado por la Ruta Nacional nº 3, entre la localidad de Pedro Luro y la Ciudad de Bahía Blanca, el 30 de abril pasado entre las 8.00 y las 16.00. El Municipio aportó la información obrante en sus registros.
  • Idéntico pedido se hizo al puesto de control fitosanitario ubicado en las cercanías de General Cerri, sobre la Ruta Nacional nº 3.
  • Se realizan peritajes sobre tres handys secuestrados en el allanamiento realizado el 8 de julio en la Comisaría de Mayor Buratovich.

El Estado argentino presentó ayer su respuesta a la petición de acción urgente del Comité contra la Desaparición Forzada de Naciones Unidas por el caso de Facundo Castro Astudillo.

El informe firmado por el secretario de Derechos Humanos de la Nación, Horacio Pietragalla Corti, sostiene que las autoridades de la Nación y de la provincia de Buenos Aires expresaron su “absoluto compromiso con la búsqueda e investigación de la desaparición de Facundo, al tiempo que han puesto a disposición de la familia todos los recursos del Estado”.

Reporta que en la investigación participan la justicia federal, el Sistema Federal de Búsqueda de Personas Desaparecidas y Extraviadas, el Ministerio de Seguridad de la Nación y las distintas fuerzas de seguridad federales.

Menciona la “actuación coordinada” de las Direcciones de Políticas contra la Violencia Institucional de la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación y de la Subsecretaría de Derechos Humanos de la provincia de Buenos Aires. También se requirió el asesoramiento del Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF).

“La Secretaría de Derechos Humanos de la Nación, así como otras dependencias del Estado, ha estado en contacto con la madre de Facundo, Cristina Castro, y sus abogados y les ha ofrecido la asistencia del Programa Nacional de Protección a Testigos y el acompañamiento psico-social del Centro de Asistencia a Víctimas de Violaciones de Derechos Humanos ‘Dr. Fernando Ulloa'”, comunicó Pietragalla.

Por último, el comunicado oficial afirma que “la protección y apoyo a las víctimas de violaciones de derechos humanos constituye una política de Estado en la Argentina”.

El director nacional de Políticas contra la Violencia Institucional, Mariano Przybylski, solicitó a la jueza federal Gabriela Marrón que evite las filtraciones de información de la causa por la desaparición forzada de Facundo Castro Astudillo.

El planteo fue en función del reclamo recibido por parte de la familia del joven desaparecido el 30 de abril y “en virtud de dejar a resguardo la responsabilidad internacional del Estado Argentino”.

“Rogamos a Ud. se sirva extremar las medidas con quienes tienen a su cargo la investigación, a los fines de evitar que la información del expediente llegue a los medios de comunicación antes de ser notificada fehacientemente a las partes”, afirmó el funcionario.

Aclaró que el “requerimiento es en el marco de la cooperación y coordinación y de ninguna manera implica intervenir en facultades constitucionales exclusivas de otros poderes del Estado”.

Cristina Castro manifestó su preocupación ante la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación “por enterarse a través de medios de prensa de algunas novedades de la investigación, previo a que las mismas les sean comunicadas a las partes, sobre todo a la querella de la familia de Facundo”.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

En la argumentación de la nota, Przybylski sostuvo que los Principios Rectores para la Búsqueda de Personas Desaparecidas del Comité de la ONU contra la Desaparición Forzada, advierten que “las víctimas deben ser informadas y consultadas antes de que las autoridades pasen la información a los medios”.

“Los funcionarios encargados de la búsqueda deben tener formación en protección con enfoque diferencial y estar capacitados para comunicarse con empatía y respeto con los familiares y las demás personas participantes en la búsqueda, y tener conocimiento y sensibilidad por las consecuencias que la participación en la búsqueda puede tener para la salud mental y física de las víctimas”.

Naciones Unidas señala que “durante el proceso de búsqueda, la dignidad de las víctimas requiere su reconocimiento como personas que se encuentran en una situación de especial vulnerabilidad y riesgo, titulares de derechos que deben ser protegidos y que tienen conocimientos importantes que pueden contribuir a la eficacia de la búsqueda”.

“Los funcionarios públicos tienen que ser capacitados para realizar su trabajo con enfoque diferencial. Deben actuar con conciencia de que trabajan para garantizar los derechos de las víctimas y orientar todo su trabajo en favor de ellas”, agregan.

El perito Marcos Herrero confirmó a FM De la Calle que su perro Yatel fue “concluyente” al marcar que Facundo Castro Astudillo estuvo en el móvil que conducía el policía Alberto González. El can encontró rastros con menor intensidad en el móvil de Mario Sosa y Jana Curruhinca, quienes detuvieron a Facundo la mañana del 30 de abril y en el Corsa de Siomara Flores.

“Determinado esto, derrumbaría los testimonios de algunas personas que dijeron que lo llevaron al Fitosanitario, que volvieron para atrás, a izquierda o derecha. Lo que pasó ayer desconcertó a muchos del ambiente policial por la efectividad del trabajo del perro. Yo me hago cargo, porque me empezaron a preguntar por qué los otros no marcaron, no sé cómo será su técnica”, afirmó el perito de la querella.

Herrero adelantó que entre hoy y mañana “tendría que haber un quiebre para decir dónde está Facundo”. Se están organizando nuevos rastrillajes y allanamientos en Teniente Origone que podrían confirmar la identidad de los responsables de la desaparición forzada.

Ayer participaron también canes de los grupos K9 de la Policía Federal y los Bomberos de Punta Alta.

Los perros trabajaron sobre los móviles policiales 23.360 y 22.788 -camionetas Hilux verde, azul y blanca y negra y blanca, respectivamente- y el Chevrolet Corsa Classic, dominio FYK 677.

“Previamente fueron trabajados por el gabinete científico de la Policía Federal con químicos reactivos de luminol y había un auto que había dado positivo de manchas hemáticas de sangre, entre otros elementos”, aclaró.

Herrero comentó que “trabajaron primero los otros equipos de perros, la idea es que el perro tenía que pasar con autonomía y concentrarse en uno de los móviles para ver si tenían alguna determinación en cuanto a marcaje. Pasó el grupo de la Federal, pasó el grupo del K9 de los Bomberos de Punta Alta y, por último, pasó mi persona con otra temática”.

“Los móviles estaban en fila, mi persona tenía que pararse enfrente a diez o doce pasos, soltar el perro y el perro tiene que trabajar suelto dando un marcaje. Previamente se rompe la medida de seguridad de los autos para abrir la puerta, todo esto filmado y con actas judiciales”.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

El perito describió que “durante una marcación sobre el auto civil, si bien el dueño es policía, el perro tuvo injerencia en la parte del baúl. Sobre la alfombra hay unos cartones, pudo haber sido escencia de Facundo pero no tiene tanta injerencia. El perro ahí solamente gimió y rascó. Es un punto importante. (…) Puede ser que haya tocado a Facundo, puede estar en transportación, puede ser que el cartón haya estado en la última camioneta y lo hayan puesto ahí”.

En cuanto al móvil que detuvo a Facundo por la mañana del 30 de abril, Herrero contó: “Ahí el perro hizo más hincapié, saltó sobre la parte interior de la caja de la camioneta y empezó a gemir y a rascar, se metió adentro y trabajó. Tuvo un muy buen interés”.

Pero el punto más destacado está relacionado al móvil del policía Alberto González, al cual tres testigos afirman que lo vieron subir a Facundo alrededor de las 15:30.

“En esa el perro estuvo muy concentrado y motivado, saltanto totalmente con autonomía en la caja de la camioneta, revisando punto por punto, más que nada sobre la cubierta de auxilio, la cual se corrió y ahí sí el perro empezó a ladrar, a rascar y a gemir. Luego saltó impulsivamente de la camioneta, se metió en la parte de atrás, en la parte de adelante e hizo hincapié entre los dos acompañantes pero, más específicamente, sobre el volante y la parte inferior, donde están los pedales de la camioneta empezó a ladrar, a rascar, de tal forma que rompió la parte del medio del asiento”.

Agregó que “los asientos están cubiertos de goma espuma y cualquier mancha -que puede ser porque se te caiga agua- lo absorve. El perro empezó a romper, a ladrar y a rascar y adentro se vio con la poca luz que había, que había manchas hemáticas de sangre. Ese fue el móvil que había sido peritado con luminol y que teóricamente -yo me guió cuando estén los informes pero me quedó con la efectividad del 99% de mi perro- dio marcación activa”.

El perito explicó que Yatel es un perro “funcional”. “Para hacer esta temática el perro trabaja con un rastro específico. Yo le di la toma de olor de Facundo Castro la cual estuvo almacenada, en custodia y reconocida por la mamá de Facundo que fue quien la aportó. Fue un gorrito negro de unos días antes de que desapareciera”.

“Yatel determinó que en algún momento en el tiempo Facundo Astudillo ha estado en alguno de esos vehículos. La diferencia con el resto de los perros K9 de la Federal y de los Bomberos es que son perros de RH que determinan si hay olor cadavérico”.

“Yo rompo con los esquemas porque no trabajo con perro condicionado. Muchos dicen el perro en su cerebro tiene olor a cadáver y no puede trabajar vivo. El perro es un ser vivo y puede determinar con la temática dependiendo de la toma de olor que le das si vas a buscar a una persona viva o una persona muerta”, manifestó.

Según publicó Infobae el 16 de julio, los peritajes de la Policía Federal detectaron posibles rastros en el patrullero de González: “Fueron hallados sobre panel de la puerta del conductor, en el volante, en la tapa de la guantera, en el asiento trasero izquierdo y en la caja trasera. Además, dijeron que se secuestraron muestras de pelo encontradas en el interior del vehículo, junto a una colilla de cigarrillo y una media color azul. En el peritaje no se encontraron huellas dactilares”.

El mismo artículo, refirió que en el Corsa “se obtuvieron muestras de rastros de posible sangre en la tapa de la guantera y en el interior del baúl. Asimismo, se secuestraron muestras de pelo y una hebilla metálica para cabello tipo invisible color negro y un plástico color negro, también en el baúl del auto”.

Resultado negativo en Buratovich

Ayer se allanó y relevó también la Subestación de la Pólicía Comunal de Mayor Buratovich. Herrero trabajó con su perro en “todos los perímetros” y “no se encontró ningún elemento de Facundo”. Personalmente le llamó la atención una mochila quemada en “una especie de fogón”, la cual si bien era marca Wilson como la de Facundo era de un color verde oscuro diferente a la del joven desaparecido.

La abogada de la familia de Santiago Maldonado, Verónica Heredia, se refirió en FM De la Calle a la causa del crimen del cual se cumplirán tres años el próximo 1 de agosto y advirtió sobre circunstancias que hoy se repiten en la desaparición forzada de Facundo Castro.

“El Ministerio Público Fiscal no quiere investigar porque tiene que investigar a las propias fuerzas de seguridad con las que trabaja. Al día siguiente, ¿con quién trabaja el fiscal si tiene que investigar a la persona que le abre la puerta todos los días y le entrega un preventivo de lo que él tiene que investigar? ¿Y el juez a quién va a investigar? Si, sobre todo los jueces federales, trabajan con las fuerzas de seguridad”, aseguró.

Sostuvo que “en la causa de Santiago, el Poder Judicial continúa cumpliendo su rol para mantener la impunidad de una desaparición forzada en democracia. Todavía no tenemos juez porque la Cámara de Comodoro y de Casación Penal insisten en que deber ser el juez Lleral. Él ya dijo que no puede ser porque no va a cambiar su posición de que Santiago prácticamente se suicidó, por lo tanto, no hay nadie responsable, no hay nada que investigar”.

La abogada agregó que Lleral siente “violencia moral con la familia porque el 29 de noviembre de 2018 llamó a la madre Santiago. Ella dice que el juez le dijo que había sido apretado para cerrar la causa. Esto lo niega Lleral. Todas estas irregularidades son cuestiones objetivas que deberían los jueces de otras instancias reconocer que el Lleral no puede investigar algo que dice que no existe. La demora garantiza la impunidad y que las pruebas se vayan perdiendo en el tiempo”.

Heredia informó que “hace más de un año esperan que la Corte diga si es posible que en un habeas corpus donde se buscaba a Santiago le hayan pinchado el teléfono a (su hermano) Sergio, que también es víctima porque es la persona que denuncia. Esa cuestión tan elemental todavía la Corte Suprema no la resolvió como tampoco resuelve habilitar la investigación por la desaparición forzada”.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE FACUNDO CASTRO ASTUDILLO

¿Cuál es el estado de la investigación respecto a qué pasó con Santiago?

Seis jueces ya han dicho que lo que había dicho Lleral -que Santiago prácticamente se suicidó, que no había responsables de su muerte- no es así. Los seis jueces dijeron que ni siquiera la famosa autopsia que decía que Santiago se ahogó solo dice eso y que ni siquiera dice la fecha de muerte de Santiago. Lo que pasa es que destruir, volver a instalar la verdad cuando se instaló una mentira judicial y mediática es muy complicado”.

“¿Qué es lo que hay que investigar? Todo, excepto la desaparición forzada. La discusión que la familia tiene es que si no se sabe qué pasó con Santiago no vamos a descartar la desaparición forzada, estuvo desaparecido 78 días. La Corte Suprema tiene que decirnos si se va a habilitar también a investigar la desaparición forzada. Se tienen que investigar todas las hipótesis, desde el abandono de personas que sería lo mínimo hasta las responsabilidades de Gendarmería en un homicidio”.

Caso Facundo: “Lamentablemente vemos una vez más el ciclo de una desaparición forzada”

La letrada afirmó que “se repite todo: desde que comienza la policía amparándose ya sea con una averiguación de antecedentes, con flagrancia o ahora deteniendo porque no se cumple con aislamiento. La última vez que se lo ve a Facundo es al lado de policías, es lo último que se sabe, como es lo último que se conoce con Luis Espinoza, Luciano Arruga, Iván Torres, de todos los jóvenes desaparecidos en democracia. Y, luego, el camino tortuoso del Poder Judicial”.

“El Ministerio Público Fiscal no quiere investigar porque tiene que investigar a las propias fuerzas de seguridad con las que trabaja. Al día siguiente, ¿con quién trabaja el fiscal si tiene que investigar a la persona que le abre la puerta todos los días y le entrega un preventivo de lo que él tiene que investigar? ¿Y el juez a quién va a investigar? Si, sobre todo los jueces federales, trabajan con las fuerzas de seguridad”, aseguró.

“Ni el sistema político, ni el judicial han adecuado ni modificado las prácticas para garantizar el Nunca Más. No se ha garantizado ni política ni jurídicamente el Nunca Más y por eso hoy tenemos a Facundo desde el 30 de abril desaparecido”, aseveró Heredia.

La familia de Facundo exigió que no se disponga una recompensa para quienes aporten datos sobre su desaparición. Heredia afirmó que “nunca funciona la recompensa en una desaparición forzada. Incluso esta búsqueda que hacen con las fotos y ponen a las personas desaparecidas y a las víctimas de desaparición forzada en la misma cartilla, es una lógica perversa porque hace desaparecer al desaparecido. Si uno pone una recompensa, ¿quién va a venir? ¿El propio policía que estuvo al lado del que cometió el hecho? Es un absurdo”.

“Es un delito que comete el propio Estado, es el Estado el que tiene que la responsabilidad de investigarse a sí mismo. Como esto es imposible estamos pidiendo que las investigaciones sean realizadas por personas ajenas al sistema. No va a funcionar con una recompensa que además habilita a que mucha gente empiece a llamar y se empiecen a instalar un montón de versiones”, agregó.

Señaló que, en el caso concreto de Santiago, están “pidiendo desde agosto de 2017 la conformación de un grupo de expertos independientes que conozcan la complejidad de una desaparición forzada en democracia, como han jugado políticamente los medios de comunicación que han instalando una mentira histórica”.

“Hemos pensado también en un tribunal de investigación popular. Se habla de la reforma judicial, que el presidente pareciera tener voluntad en modificar la estructura del Poder Judicial que garantiza la desaparición forzada, pensamos en un tribunal de gente que no esté involucrada en ningún sistema y que lleve adelante una investigación. Que investigue al propio Estado”, explicó.